Una plataforma petrolera es atacada por unos seres de Lava.
Aquaman acude al rescate y pronto descubre que la causa del ataque es la perforación misma que esta destruyendo el hogar de las criaturas. A pesar de su enojo, Aquaman ayuda a los trabajadores y pronto se le unen Wonder Woman, Batman y Superman.

Las criaturas se revelan como una amenaza seria y costará derrotarlos (mientras rescatan a los trabajadores en medio del mar), cuando de pronto, una corriente de aire aleja a las criaturas y una pomposa voz dice "no teman compañeros héroes, los Ultimates están aquí". Aquaman pone mala cara y sólo dice "Oh no, no ellos otra vez".

Presentación...

Cinco jóvenes superseres están ante ellos: Wind Dragon, Long Shadow, un pata eléctrico del cual no se ha dicho su nombre aún al que llamaremos por el momento "chispitas", Downpour y Shifter (Samurai, Jefe Apache, Volcán negro, Sam y Yaina????). Ellos entran en el combate también y pronto demuestran su valor... y cierto grado de desdén hacia los "héroes viejos" (eso le picó a Superman).

Mientras la mayoría entra al viejo estilo (a puñetazo limpio), los gemelos "fantásticos" utilizan sus poderes para limpiar -literlamente- la plataforma de enemigos. Downpour se convierte en una ola gigante, mientras que Shifter lo hace en una serpiente de mar gigante y "salva" a Wonder Woman de ser arrastrada al mar (pero ella no quedó muy complacida ante el ímpetu de los jóvenes).

Los enemigos restantes rodean a Batman y Aquaman. Bats le pregunta al rey del mar si ha podido comunicarse telepáticamente con ellos, y Aquaman le responde "¿Te parecen peces?" (la telepatía de Aquaman sólo funciona con seres del mar... y esos seres de lava no son marinos, son subterráneos). Aparece Wind Dragon y nuevamente hechándose un discursito de lo más trillado, rescata a los "viejos" del problema (y sigue con su énfasis en lo de viejos). Los extraños seres se congelan de pronto, dejando perplejos a la liga... y a los mismos Ultimate. Long Shadow le dice en voz baja a Wind Dragon que él no sabía que podía hacer eso, y Wind Dragon le dice que él tampoco lo sabía.

Ya pasado el peligro, Wind Dragon de nuevo suelta otro discurso estereotipado sobre "cuidar de lo que hacen al extraer recursos" y bla bla bla. Aquaman se muestra confundido, pero los demás algo molestos. Wonder Woman se acerca a ellos y les dice que desde que aparecieron en escena (hace 6 meses), les han estado observando y que cree que ya están listos para unirse a la Liga. Long Shadow se emociona muchísimo, pero Wind Dragon le corta y le dice que "se sentirían honrados... bla bla bla" pero que aún debían probarse a si mismos antes de unirse a ellos (para el desencanto de Long Shadow). Superman simplemente no soporta el discursito y no puede evitar lanzar un juramento (Aquaman se queda más perplejo aún).

Long Shadow simplemente trata de decirle a Wonder Woman algo, pero se le traban las palabras. Ella le sonríe y le dice que quizá algún día patrullen juntos. El pobre se queda parado con la mirada perdida (en ella) y una semisonrisa en la que posiblemente hubiera empezado a fluir baba si no fuera porque su camarada lo levanta con su energía y se lo lleva ("ven acá Romeo").

En la TV, un entrevistador conversa con Maxwell Lord, el "jefe" de los Ultimates. Le pregunta a que cree que se deba la popularidad del grupo con la gente, considerando que han aparecido en escena hace muy poco tiempo, a lo que Lord le responde que los Ultimates son héroes confiables, cercanos a la gente, no como "otros" que se ponen por encima de los meros mortales. El entrevistador le pregunta "¿como la Justice League?" y Lord le responde "¿quiénes?" entonces cambia el tema y le pregunta el porqué, a diferencia de los integrantes (conocidos) de la liga, los Ultimates venden su imagen para merchandising. Este les responde que el pelear contra el crimen no es barato, de algo tienen que vivir "incluso los héroes comen".

En ese punto, Superman simplemente no soporta más y apaga la tele. Él, Aquaman, Batman y Wonder Woman discuten sobre el asunto y cómo su propia popularidad (y con ello su efectividad) se ve amenazada. Aunque Wonder Woman reconoce que es necesario ganar dinero para sobrevivir, Batman ha investigado a Maxwell Lord y sabe que para él todo se basa en el dinero, a él no le importa ayudar a la gente, sólo ganar billetes. Ok, eso corre para Lord opina Wonder Woman, pero no para los Ultimates, y en especial para Long Shadow (silencio acusador...). Ok, tienen problemillas con el ego (en especial Wind Dragon), pero opina que son unos chicos encantadores (mejor no averiguamos que está pensando Batman).

Y mientras tanto, en el Salón de la Justicia...eteee, quiero decir, el el cuartel de los Ultimates (que está en la cima de un rascacielos... y es idéntico al Salón de la Justicia de los Superamigos), los jóvenes se relajan, juegan cartas y se preguntan si turnarán liderazgo ("sólo cuando tus dientes brillen como los mios" responde Wind Dragon). Downpour (Sam) es el más inquieto, quiere ser igual que popular que Wind Dragon, no sólo otra cara del grupo, pero un cheque por regalias que le alcanza Lord lo tranquiliza.

Long Shadow por otro lado, tiene un problema que ya todos estan cansados de oir: "¿porqué no podemos unirnos a la Liga de la Justicia?"

Una llamada telefónica aleja a Maxwell Lord, quien toma la llamada en privado. Quien esté al otro lado de la línea muestra su preocupación por el nuevo poder congelante de Wind Dragon y le exige a Lord que vea de que se trata.

En otro lugar, Giganta trata de entrar a una prisión y liberar a Gorila Grod ayudada por Superman Bizarro, y Wonder Woman trata de detenerlos pero ambos villanos son mucho para ella. Los guardias no ayudan mucho tampoco. Entonces Giganta se topa con un pequeño hombrecito que se interpone desafiante. Ella sonríe cuando de pronto... el hombrecito crece y fácilmente la rebasa en altura, se trata de Long Shadow. Libre de ella, Wonder Woman se dedica a Superman Bizarro, quien dice que hará todo por la mujer que ama (Giganta), incluso liberar a su novio. Entonces Wonder Woman le pregunta "y cuando libere a su novio, ¿que pasará después?", lo cual deja pensando a Bizarro y Wonder Woman aprovecha para noquearlo (con la ayuda de un manotazo de Long Shadow).

Después de la batalla, ambos héroes conversan en solitario. Long Shadow le cuenta que cuando era niño, él era débil y pequeño. Por fortuna para él, su familia era de científicos y lucharon para crear una fórmula que le ayudara a crecer. Obviamente lograron más de lo que se proponían. Su madre murió cuando él era pequeño y su padre ya se retiró del trabajo. Luego le pregunta si ella cree si él alguna vez logrará llegar hasta la Liga de la Justicia, a lo que Wonder Woman le respinde que si, sin duda alguna. La sonrisa de felicidad del chico se borra pronto al recordar a sus camaradas, y como si el pensamiento los hubiera convocado, su celular suena: una llamada oficial del grupo (con un tonito que hace parecer a los sonidos de los intercomunicadores de los Power Rangers algo creible) y Long Shadow debe irse, dejando triste a Wonder Woman (¿serrrucchooooo??? ¡¡¡cuídate Bats!! ¡La princesa Diana resultó chibolera!)

Ya en el cuartel, los miembros de Ultimate descanzan en unas camas médicas mientras son monitoreados físicamente. Lo que ellos no saben es que quienes los monitorean son Maxwell Lord y... el profesor Hamilton!!!

Y se descubre un desagradable secreto, la fórmula que le dió poderes a los Ultimates es inestable, los cambios que sufrió Wind Dragon están presentes en todos, sólo que en él ya empezaron a manifestarse más rápido. No están ganando nuevos poderes, están desestabilizándose, y aparentemente... es mortal. Hamilton no les da más de unos meses... o días.

Ambos hombres se observan preocupados, les importan los chicos, y Hamilton promete hacer todo lo posible por ayudarlos, ya que conforme los cambios aceleren su ritmo, la degradación será dolorosa.

Pero una voz femenina y autoritaria les dice "eso no es una prioridad", y frente a ellos aparece... ¡Amanda Waller!!!! Ella descarta la preocupación de ambos hombres y le pregunta a Hamilton cuando estará listo "el segundo equipo". Mientras que el cuarto de chequeo, mientras que los demás conversan entre sí, Long Shadow empieza a oir más de lo normal (ese no es un poder de él, es el síntoma de degeneración) y logra escuchar la conversación entre los tres hombres tras el cristal de observación. Y no le gusta lo que escucha. Haciendo callar furioso a los demás, logra escuchar a Waller decir que los Ultimates son "desechables".

En ese momento, Lord entra y les informa que el profesor Hamilton descarta cualquier problema con el nuevo poder de Wind Dragon (obviamente es una mentira) y les pide que se queden sólo esa noche para observación. Los chicos tenían planeado salir de juerga por la ciudad, pero Long Shadow corta las protestas y le dice a Lord que estarán encantados de quedarse.

Más tarde, mientras que los Ultimate se aburren viendo una película, Long Shadow le hace un gesto a "chispitas" (obviamente algo debió contarle al equipo) y este destruye la cámara de vigilancia. El equipo escapa, desmayan a los guardias y entran a una zona restringida a la que nunca se les permitió entrar. Caminan desconcertados entre jaulas que contienen extraños animales (muy muy extraños, como si estuvieran... deformados) y de pronto encuantran al "segundo equipo" al que se refería Amanda Waller... ¡Clones de los Ultimates!

Los Ultimates huyen, horrorizados, y ya no están para cuando llegan Waller, Hamilton y Lord. Hamilton chequea que no hay ningún daño en el equipo o los clones y Waller da la orden de encontrarlos y regresarlos. Lord le advierte a la imperativa mujer que ya que los Ultimates ya saben la verdad (o parte de ella al menos), no le harán caso. Waller le informa que si él no los trae de regreso, llamará al "escuadron" (¿el Escuadrón Suicida?) y los cazará. Lord opta por hacer un esfuerzo, mientras que Waller ordena evacuar el edificio y desmantelar todo, sin dejar ni la más mínima pista detrás.

Lord ya está en el sótano del edificio cuando un viento fuerte lo levanta en vilo. Para cuando el viento pasa, él se encuentra sobre otro rascacielos y frente a los enojados Ultimates.

Shifter y Downpour le amenazan con devorarlo o ahogarlo si no les cuenta la verdad, lo cual Lord de todas manera iba a decirles, pues realmente se preocupa por ellos. Y los ultimates son en realidad... clones alterados genéticamente, creados en un laboratorio, y para horror de Long Shadow, con todos sus recuerdos implantados, pues nada es real. Apenas tienen un año de vida y lo que han vivido desde entonces es falso, con actores y todo para hacer de sus familiares.

Entonces Lord les cuenta que son parte de un proyecto, llamado Cadmus, que buscaba crear un grupo de héroes populares... y totalmente controlables por el gobierno, no "cañones sueltos" como los integrantes de la Liga de la Justicia (ahora se entiende lo que Hamilton estaba haciendo cuando clonó a Supergilr en un episodio anterior). Y los otros clones que vieron en ese laboratorio eran repuestos que despertarían creyendo ser ellos, con memorias implantadas también, una vez que los originales murieran al desestabilizarse totalmente. Lord les confiesa que el proyecto es muy grande, incluso sus superiores son sólo "peces pequeños" en todo el esquema. "Chispitas" trata de freirlo pero Long Shadow lo detiene y abandonan el lugar.

Ya en Cadmus, encuentran que el personal se ha llevado todo (no dejaron ni la basura), y los jóvenes montan en cólera y empiezan a destruir el lugar. El problema, se da cuenta Long Shadow, es que Cadmus no es todo el edificio, hay otras empresas bajo Cadmus y tienen gente inocente. Long Shadow no logra frenar a sus compañeros que ponen en peligro a todos, de modo que se dedica a sacar a la gente, tantos como puede sostener en su tamaño gigante, mientras baja del edificio al modo King Kong.

Pero aunque la gente se sostiene de donde puede (de sus ropas, de su pelo, de cada dedo de su mano libre), algunos empiezan a resbalar. Por fortuna, la Liga llega a tiempo (Super, Bat, WW y Aquaman) y le dan una mano.

Luego de soltar su rabia, Ultimate al fin se calma, sin Cadmus y sin cura para su condición, pero Wind Dragon sigue furioso, desea hacer algo sintiéndose impotente, y Downpour sugiere destruir el edificio, como un acto que indique que ellos alguna vez existieron.

La Liga llega junto con Long Shadow y le suplica a sus camaradas que recapaciten, pero estos montan en cólera de nuevo y arremeten contra los héroes, sencillamente no pueden creer que quieran ayudarlos de verdad... o que puedan. Así que si tienen que hacer algo para ser recordados siempre, eso será derrotar a la Liga de la Justicia.

"Chispitas" pone fuera de combate a un confundido Long Shadow mientras que Downpour carga contra los demás, los cuales se salen rápidamente de su camino, menos Aquaman, quien recibe de lleno la poderosa marejada y termina encerrado en un cuarto inundado. Aquaman se encuentra en su elemento y fácilmente elimina cualquier cosa que Downpour diriga hacia él, cuando Shifter entra convertida en tiranosaurio y por poco mastica al atlante.

En el subsuelo del edificio, Batman se enfrenta a "Chispitas". Este trata de freir al murciélago, pero Batman se esconde, maniobra y finalmente arremete contra el eléctrico joven, y termina lanzándolo contra unas tuberías de agua, que se rompen y lo dejan fuera de combate.

Mientras, Aquaman sigue esquivando al enorme pero torpe T-Rex en el cuarto inundado, hasta que logra acertarle con un pedazo de viga, haciéndola volver a su forma humanoide y perder la conciencia. De inmediato Downpour revierte también a su forma humanoide y acude en socorro de su hermana. Encorelizado, Downpour le lanza a Aquaman un impresionante chorro de agua que traspasa el edificio entero, pero Aquaman resiste inmune a él ("El rey de los mares, ¿recuerdas?" le dice con ironía") y el joven arremete con débiles puñetazos, con lo que Aquaman lo deja fuera de combate con una cachetada.

Y finalmente, Superman ha mantenido ocupado a Wind Dragon resistiendo su poderoso tornado y tratando de razonar con él, pero el joven lider está demasiado ofuscado para entender, pero no lo suficiente como para darse cuenta de la inutilidad de su táctica y la cambia, en vez de lanzar aire, empieza a succionarlo, tomando a Superman por sorpresa y dejándolo sin respirar.

Aquaman llega y trata de ayudar a Super, pero Wonder Woman le detiene. Aquaman se pregunta el porqué y entonces observa sorprendido cómo Long shadow, ya despierto, se para frente a su amigo y por fin le hace ver lo que está haciendo ("Mira lo que haces, ¿eso es lo que quieres? ¿es por eso por lo que quieres ser recordado'?"), y resulta que Superman era el héroe de Wind Dragon "cuando era niño" (según su memoria implantada). Finalmente el joven cae rendido "Él era mi héroe, el héroe que yo quería ser"). Long Shadow le coge por los hombros, tratando de confortarlo.

Luego, ya afuera del edificio, Ultimate se ha rendido y salen cansados, sumisos, encadenados por la policía y asediados por reporteros, menos Long shadow que permanece al lado de la liga. Long shadow les cuenta todo lo que sabe, sobre Cadmus y su "corta vida", cuando inesperadamente llega Amanda Waller al frente de una unidad militar del gobierno, acompañada por Maxwell Lord. Waller los reclama como propiedad suya (término que rapídamente corrige Lord) y Lord les promete hacer de sus últimos días los más pacíficos e indoloros posibles. Los jóvenes lo piensan unos momentos y aceptan la oferta, pasando de las manos policiales a las militares, bajo la mirada satisfecha de Waller.

Entonces la mirada de la imponente mujer se dirige hacia Long shadow, al igual que varios soldados, cuando Wonder Woman se interpone con un rotundo "NO". Waller trata de sacarla del camino autoritariamente cuando Batman es quien se pone al frente esta vez "Long shadow se queda con nosotros". Waller simplemente dice "seguros" y los soldados cargan sus armas (una especie de bazzokas de energía que se ven muy poderosas) y apuntan hacia la liga, la cual de inmediato rodea protectoramente al joven clon. Batman y Waller se observan mutuamente, hasta que Batman sonríe y le dice "las mias son más grandes" (como si se refiriera a sus "armas", en este caso, sus compañeros), ante lo cual, Waller decide no pelear y ordena la retirada.

Waller mira desdeñosamente a Long shadow y les dice "él es libre de ir con ustedes, tanto como dure", a lo que Batman, apenas conteniendo la cólera, le pregunta "¿Quienes son ustedes?" y Waller le responde "eso es asunto de máxima seguridad del estado, te aconsejo que no metas tus narices mas allá de esto... niño rico". Batman encaja mal el golpe y Amanda Waller se retira, victoriosa.

Ya en la estación de la Liga, Long Shadow ve maravillado todo el lugar lleno de seres especiales como él, otros héroes. Wonder Woman simplemente le sonríe y le dice para su asombro: "Bienvenido a la Liga de la Justicia".

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

NOTAS IMPORTANTES: Amanda Waller fue la encargada de resucitar al "Escuadrón Suicida" en los 80's, un equipo formado originalmente por la escoria del ejército, ahora ella lo formó de los supervillanos detenidos por los héroes para hacer el trabajo sucio del gobierno. Tuvo varios encontronazos con Batman, quien descubrió la mermelada, pero no pudo soltar lo que había porque Amanda le amenazó con denunciar su identidad civil (se las arregló para averiguarla, aprovechando un descuido de Batman cuando se infiltró a Belle Reeve, la prisión de Meta-humanos en donde el escuadrón tenía sus cuarteles). Pero finalmente el escuadrón dejó de ser secreto en uma misión que salió muy mal, y amanda tuvo que enfrentar varios juicios. La cosa se complicó cuando un senador trató de chantajearla y usar a su escuadrón para finer inmorales, por lo que mandó un equipo a amenazarle, pero las cosas se salieron de control y el senador terminó muerto. Waller fue despedida, el escuadrón fue disuelto y vuelto a
formar una década después nuevamente bajo su mando, pero esta vez tuvo que incluir a su propia hija en él, algo que siempre trató de evitar (ella no era una criminal, pero deseaba formar parte del equipo). Su hija murió en una misión. Lo último que se supo de ella es que dirigió una última encarnación del escuadrón para hacer un trabajo personal, y está en prisión cumpliendo condena por ello.


Maxwell Lord era un magnate que formó la Liga de la Justicia Internacional y la financiaba, pero tras su aparante filantropía estaba la avaricia y la manipulación. La Liga finalmente descubrió su juego y lo hicieron huir (y también eso originó el final de la Liga de la Justicia Internacional y la muerte de algunos de sus integrantes, como Crimson Fox, a quien vimos en un cameo en el primer Ep de la JLU animada). Un cancer cerebral le dotó de poderes psíquicos que le permitía controlar a las personas, y cuando finalmente estuvo en peligro de muerte inminente, pasó su cerebro operado a un cuerpo mecánico. Fue derrotado y encarcelado.

Extraído de RCP LISTAS

1 comments

  1. batichico // 8:24 PM

    me gustó mucho tu blog... soy fan, que digo fan... Batifan de la liga en todas sus versiones!!!!!!!!!!... te queria decir q este capitulo me pareció un buen, sentido y justo homenaje a los ignorados... aunque en el capitulo "injusticia para todos" habian salido los gemelos fantasticos en estatua, derribados por alguno que impactó contra ellos.